Google+ Followers

jueves, 19 de julio de 2018

PAMI Villa Ocampo Corre Riesgo De Cerrarse

Desde el comienzo de la gestión CAMBIEMOS en el gobierno nacional NO se han repuesto ninguno de los cargos de las agencias PAMI en el norte provincial. Reconquista contaba con 10 cargos ostentando en la fecha solo 5 recibiendo de sus autoridades nacionales la negativa ante la falta de presupuesto. La Comisión Del Centro de Jubilados y Pensionados Villa Ocampo denuncia la presencia de un solo personal – administrativo - para atender 24 prestaciones, deficiente calidad en la atención médica y el serio riesgo de perder la Agencia Villa Ocampo en los próximos meses.

Algo más de 7.000 afiliados en Villa Ocampo y zona de influencia, la agencia PAMI solo cuenta con un solo personal administrativo despojado de jerarquía y posibilidad de decidir y gestionar. Ante reclamos por nombrar otro personal administrativo y un jefe de Agencia conforme a canalizar demandas de los afiliados las respuestas desde nación fueron “No Hay Presupuesto”. Recordemos que la agencia de Villa Ocampo atiende 24 prestaciones con un solo personal, lo que permite hacinamientos en la espera de colas interminables en su sede local.

   Antecedentes en el pago de las prestaciones médicas que se cumplen con absoluta irregularidad desde fines de 2015 a la fecha nos traslada a un contexto harto complejo destinado a los afiliados que necesitan recibir atención, básicamente, en términos médicos y especialidades del rubro. La Agencia Reconquista contaba con un personal de 10, entre administrativos y directivos, los que fueron abandonados por decisiones previsionales – jubilados – a la fecha no fueron reemplazados comprimiendo el personal reducido en la actualidad solo a un número de 5.

   Desde la era Macri y PRO-CAMBIEMOS, el sector Jubilados y Pensionado le fueron recortando presupuesto, derechos y calidad de vida. Sus haberes fueron reducidos a menos de la mitad y beneficios en prestaciones médicas y farmacéuticas le fueron negados de manera sistemática. Los pueblos del interior en zona relativamente despoblada corren serio riesgo de cerrarse y obligar a sus afiliados a tramitar en agencias alejadas de sus respectivas residencias sin titubear ante la recurrente explicación más clásica del actual gobierno nacional: No hay presupuesto.